24 marzo, 2020
Una escapada para desconectar del todo

Una escapada para desconectar del todo

Vivimos en la época del estrés. En la época en la que no tenemos tiempo ni para hablar ni para mirarnos a la cara. Entre el intenso trabajo y las nuevas tecnologías, nos estamos olvidando de cuidar nuestra mente y cuerpo. Así es como en los tiempos que corren el estrés o la ansiedad se han convertido en la enfermedad del siglo XXI. Nuestra intención es que huyas de todo esto, de que vuelvas a disfrutar de ti y de los tuyos. Para ello te vamos a recomendar una escapada a donde vas a poder desconectar tanto mentalmente como físicamente.

Nos vamos de visita a la Casa Imperial Salamanca.  Una casa rural de lujo de carácter  familiar, donde te vas a encontrar como en tu propio hogar. Está concebida como una forma diferente de entender el descanso, la salud y bienestar, en un privilegiado entorno de paz y tranquilidad, siendo la naturaleza la gran protagonista. Está ubicada a tan sólo 12 minutos de Salamanca, una de las ciudades más bellas de Europa, famosa por su gastronomía y cultura. Y es que muchas veces decimos que una zona nos puede hacer desconectar, pero en este caso, lo es todo.

“Nuestra Casa Imperial 5 estrellas no deja indiferente a nadie. Es una Casa rural de lujo en Salamanca, ideal para perderse y encontrarse, para cuidarse por dentro y por fuera, para cultivar sueños que se convierten en realidades, para desconectar y relajarse. La exquisita decoración es una mezcla de varios estilos que la hacen funcional a la vez que elegante”, nos explica la doctora Rosa Bonal.

En este lugar todo está cuidado hasta el último detalle. Las instalaciones incluyen habitaciones diferentes con decoraciones muy originales, salones y salas de estar con espacios acogedores, rodeados de un amplio y precioso jardín con distintos e íntimos rincones donde apetece esconderse y disfrutar, tanto de día como de noche. Esta Casa es ideal para eventos especiales como bodas, celebraciones, presentaciones, reuniones de empresa y otros acontecimientos  que pueden desarrollarse al aire libre o en el interior.

Así son sus habitaciones

Tienen una habitación imperial , que está equipada con todos los servicios para disfrutar de una estancia grupal. El gran espacio disponible se ha dividido en 2 dormitorios separados por un medio tabique donde la estancia se hace comunitaria, ideal para grupos. Está situada en la parte superior de la casa y dispone de salón privado y comedor. En la habitación Rubí,  tiene una suite de lujo ideal para soñar y con grandes vistas hacia la naturaleza. Está completamente equipada y cuenta con recibidor, baño independiente, bañera de hidromasaje, sala de estar y un gran vestidor. Mientras que en la Oro, es una preciosa habitación, con esmerada decoración en su mobiliario y combinación de materiales en tonos dorados. Está equipada con todas las comodidades y dispone de un elegante baño con plato de ducha y bañera. No te pierdas la Amatista, donde predomina el morado. Y eso da personalidad a esta estancia. La habitación dispone de un original baño totalmente equipado con bañera y ducha e integrado en el mismo espacio. Cuenta además con una zona exterior privada.

Cuida tu cuerpo

Y después de cuidar tu mente, es el momento de cuidar tu cuerpo. En la planta baja de la Casa Imperial se encuentra la exquisita Clínica de Medicina Estética, Fisioterapia, Dietética y Nutrición dirigida por la Doctora Rosa Bonal, que te ofrece tratamientos personalizados, para que consigas mejorar tu belleza exterior e interior.

Vivimos en una época en la que todo el mundo habla de muchos tratamientos botox, toxina botulínica, hialurónico, peeling, factores de crecimiento, lipoescultura, etc., y de diversa tecnología cada vez más avanzada: IPL, láseres, radiofrecuencia, LPG, radiofrecuencia, ect.  Como puedes ver, son muchas las herramientas de las que se disponen, pero eso no garantiza el éxito, en absoluto. Hay algo más. Es importante un buen diagnóstico para garantizar un buen tratamiento, no vale sólo disponer de la herramienta, es mucho más importante ponerse en manos adiestradas, experimentadas y seguras y aún así, a pesar de todo en Medicina Estética la ciencia, como cabe esperar, no es exacta, pero hay otro valor que es primordial el sentido de estética, que es ese sentido del que a veces de forma innata o quizá adiestrada disponemos y que nos ayuda a crear algo visualmente atractivo, bello, interesante, armonioso o equilibrado y que nos lleva a garantizar un resultado mucho más natural.

Con esto ya has podido comprobar cómo puedes realizar tratamientos personalizados donde conseguirás mejorar tu belleza exterior e interior.

 

Categorías